Skip to content

“En homenaje al Coronel Lawrence”.

30 de junio de 2012

Imagen

http://www.dailymail.co.uk/news/article-2166706/Ramadan-gold-rush-Time-year-Arab-plutocracy-descends-austerity-London-party-spend.html

Un mundo el de estos árabes como el que se describía en Lawrence de Arabia, es coger algo que tenga un gran valor para ellos, algo bello.

Sin embargo y a pesar de que todo esto es bello, nunca fueron detrás de la belleza de su cultura como el Museo de Bagdad, o los hallazgos de Egipto que únicamente interesan a los europeos.

Quizás sea el mismo reto del desierto, el fundente calor, y la escasez de agua y dificultad de la vida en un medio tan hostil, el que premie vivir el momento, y los cuentos de las mil y una noches.

Lejos de eso no se interesan por más literatura que no sea la de su fé, o la de catálogos de artículos de lujo. Evidentemente para el mercado del lujo sobre todo europeo como el de LVMH, Gucci, los coches brillantes, y las mansiones descomunales pero que sean grandes y los equipos de fútbol, símbolo de lo grande.

Estamos agradecidos de que sean nuestros mejores clientes con el dinero que pagamos por su petróleo y que generosamente gastan en nuestros artículos de lujo que sin ellos no podrían sobrevivir. Aunque me gustaría poder ver un amor por aquella cultura que fascinaba a Lawrence y que sabemos que es extensa.

Hemos oído mucho la versión de que una cultura nómada y agrícola que no industrial hasta recientemente, no puede tener la emancipación social y cultural aparejada al hecho del progreso, progresivo, que no es el caso, ya que gracias al petróleo es el progreso pero de golpe y efecto. Y es evidente que adaptarse en medio siglo a la visión que tenemos en occidente del mundo no es cosa fácil ni se puede requerir, ni exigir.

Algún día si puedo me gustaría ir a países árabes el tiempo suficiente para estudiar y analizar aquella cultura de la que el Coronel Lawrence o Robert Graves hablaban, con respeto e interés, del mismo modo que me gustaría visitar Israel, el mar Muerto y Jerusalén subiendo desde Egipto hasta Jordania, y poder comprender sin condicionantes occidentales, y con perspectiva histórica los motivos de unos y de otros, que si en parte conozco bastantes, he de decir que me falta impregnarme del sentido de la vida de cada cual.

De entrada si puedo decir que no me seduce el sentido del respeto a las mujeres que no compartimos en el cristianismo ni en occidente; en el sentido que tenemos en occidente del respeto, que sin duda lo tendrán a su manera, pero que en nuestra postura occidental no lo podemos aceptar como la entrada en un mundo moderno. No voy a criticar sin embargo su sentido exquisito del lujo y del consumo, porque nosotros en eso somos iguales y si pudiéramos haríamos lo mismo.

En fin será cosa de ver si algún día puedo aplicar más cultura a mis conocimientos sobre estos vecinos y hermanos de la historia. Lo cierto es que vivimos un momento de renovación socio cultural. Y algunos pasos importantes nos faltan a todos para pensar en la humanidad como una torpa dispuesta a colonizar como tropa la Luna y Marte, y ver más en que nos entendemos y como aproximarnos que en cómo distanciarnos. Sería un gran alivio poder contribuir a letanía seculares que se han resguardado en la falta de medios para la comunicación que hoy en día sí tenemos.

Gracias a los transportes actuales, la energía, las nuevas comunicaciones y por supuesto internet, es el momento de pensar qué se puede hacer, como lo hace Daniel Baremboim al que tuve el gusto de haber conocido y no, qué no podemos no hacer.

Y al igual que en Europa no es lo mismo un español que un italiano, alemán, sueco, o danés. Tampoco es igual un marroquí que un tunecino, o un turco que un jordano o un saudí. En todas las culturas, la misma superficialidad de la cultura de calle, hace meter en el mismo saco a unas gentes y a otras. Y sería bueno poder diferenciar las peculiaridades de unos y otros como lo sabemos hacer de los pueblos de Sudamérica o América del norte, y sin embargo tampoco sabemos hacer de Asia.

From → Uncategorized

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: