Skip to content

“Amistad es la que se da y se encuentra, no la que se espera recibir”.

23 de agosto de 2014

76260_no_busco_amigos_perfectos_

 

La amistad:

Se habla de la cantidad de amigos que se tienen, o de los que son probados o no como tales.
Es un error de planteamiento.
El caso es de quién somos nosotros mismos amigos. Y qué estamos dispuestos como amigos a darnos. Solo nosotros sabemos si de verdad somos amigos.
Sorprende mucho quiénes son amigos o no, y nos equivocamos a menudo. Sucede que de quienes lo pensamos nos falla y ha sido una fiesta de comunicación, y sucede que otras quienes aparcábamos nos sorprende en una continuidad y seriedad en la amistad.
No sé cuantos amigos tengo, sí sé lo que he decidido sobre si alguien es amigo o no, y sin embargo es natural el no saber lo que haríamos o no por amigos.
Pero no os desaniméis, estamos rodeados de amigos, lo que ocurre es que no siempre tienen la ocasión de coincidir y detectarlo.
Muchas personas se han quemado con las amistades y se han cerrado en banda a la confianza y a darse. Cuando se llega a ese punto es que se ha perdido la inocencia y también la candidez necesaria para aceptar nuevos amigos.
Los amigos nacen únicamente en la búsqueda de desearlos y disponibilidad. La amistad se disipa cuando dejamos de sentir o disfrutar de los amigos. Se disfruta de lo que te regala y sorprende sin esperar nada.
Amigo es el que está, amigo es el que pone, amigo es el que sin estar puede estar y puede poner. Amigo es el que aunque pase el tiempo reacciona igual o mejor que cuando pudo y puso, y mejora su puesta.
Poner es cualquier cosa que uno quiera y pueda poner, todo vale, desde un sentimiento a un consejo, a una compañía. El amigo más intenso busca él mismo que puedas necesitar para proyectarte a que tengas lo que encuentra que te falta y te lo puede proporcionar.
Con los años y cantidad de amistades ganadas y luego perdidas u olvidadas por el camino, se sellan protocolos personales de lo que son o no son amigos, y ahí es cuando se dejan de encontrar amigos. Los amigos son como peces en el agua a los que se deja nadar y lo que den bienvenido, y lo que no den también es bienvenido porque para eso son amigos.
La amistad es la percepción invisible de comunicación de confianza y cercanía, alguien lejano, sin confianza y que no podamos estar por encima de la visibilidad no es amigo; mejor dicho no puede dar amistad porque no elije pues la propia persona se limita.

From → Uncategorized

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: