Skip to content

“Soy abogado, le llamo para matarle”.

5 de enero de 2015

80540

images

_v15-ffc4c776-da07-102f-8edb-0019b9d5c8df

telefonista

Pingo:-Hola soy abogado.
Tringo:-¿Y usted a qué se dedica?.
Pingo:- Pues como no hay trabajo, ya que Gallardón acabó con la Justicia gratuíta, me dedico a subcontratas de subcontratas de impagos en agencias como Cerberus Aznar hijo, Sareb y demás.
Somos bufetillos que nos dedicamos a hacer la vida imposible a la gente con nuestra legión de telefonistas sin escrúpulos. Nos da igual si es un asunto de morosidad o de publicidad, todo es derecho de intimidación, amenazas, vulneración de la intimidad y la protección de datos, acoso, y derribo. Es el presente y nos hemos adaptado a ello para el crecimiento de nuestras empresas. Nos hemos convertido en el sindicato del miedo. Ya no defendemos, atacamos y destruímos posiciones, las de los ciudadanos. Somos el brazo listo de la ley, ya no protegemos, ejecutamos. Y además nos dan una buena comisión cuando cobramos o logramos baja en el censo.

Mire si usted, comete alguien comete un crimen y usted es cómplice o colaborador y es seguro que terminará con su triste cuerpo entre rejas. Pero en nuestro caso no, estamos blindados por la ley, tenemos cantidad de artimañas legales para desretratarnos de cualquier acusación; y la judicatura está con nosotros por instrucciones del gobierno y el poder judicial, y ni siquiera su prensa nos delata, persigue o descubre.
Como sabemos que nadie trabaja, y que los que trabajan están igualmente intervenidos por todas partes, nos dedicamos a eso de hacer presión hasta que paguen -que no podrán porque no ingresan y si ingresan lo tienen gastado antes de cobrar-. Así que disfrutamos un montón los abogados machacando a la gente.
Lo estamos somatizando como algo personal porque lo del machaque libera adrenalina, y cargarse a un tipo por teléfono sin tocarlo y sabiendo que sufre y le pueda dar algo, es algo que nos llena cantidad.
Tringo:-¿Que clase de personas son ustedes?.
Pingo:-Pues como todas solo que al darnos licencia para matar pues matamos y nos salen los demonios del cerebro y la piel.
Ayer me cargué a un señor porque ya no coge el teléfono, o por lo menos está ingresado, que es dónde tiene que estar por no poder pagar y haberse quedado sin trabajo, sin subsidios, sin esperanza. Esos son mis favoritos, se retuercen al otro lado del teléfono mientras los humillo y machaco. Notas como van perdiendo la esperanza -y sobre todo-, saber que somos impunes ante la ley y que practicamos acoso, derribo y crimen hasta por una factura de teléfono, un crédito, un seguro de coche o cualquier cosa por ínfima que parezca que a nosotros se nos hace deliciosa y criminal.
Tringo:-¿Y no piensa usted que esto se les pueda venir encima y un cambio de circunstancias les haga lamentar hasta el haber nacido?.
Pingo:-Mire, yo no tenía trabajo en el bufete, no me venía nadie, y lo de siempre, tengo que comer, pero es que además esto de machacar y poder eliminar al personal con impunidad y alevosía es algo de lo más gratificante para la adrenalina y la realización personal demoníaca en los tiempos que corren.
Tringo:-Pues si ser abogado, juez, interventor, funcionario ejecutivo significa esto, todos ustedes pasarán a una lista como las que ustedes tienen de los ciudadanos para encargase de ustedes cuando toque.
Pingo:-Estamos blindados como le digo, somos impunes y las prácticas deontológicas del derecho nos las pasamos por dónde queremos, estamos en el estado de abuso permanente, consentido y sobre todo apoyado por las prácticas criminales de Sarebs, bancos, jueces y fuerzas armadas que detienen a cualquiera que señalemos o se no ponga delante. Así que ande usted con cuidado que lo voy a señalar por una infracción de tráfico del año pasado y lo voy a llamar hasta meterlo en una depresión y llevarlo al hospital , y si sale, seguirle hasta que me lo cargue. Tengo licencia para matar.
Tringo:-Oiga, solo hago mi trabajo de información periodística.
Pingo:-Y yo el mío. Y pronto cuando esto se desborde y la calle explote, les enviaremos a la Eurogendfor para cogerlos e internarlos en campos Fema alambrados, y de ahí ya no saldrá después de la tortura química. Arreglado. Somos depredadores, no las hermanitas de la Caridad y a la gente como ustedes que no pueden pagar, ni comer, ni vivir, acabamos con ellos sumo placer.

https://consumidoresandalucia.wordpress.com/2012/08/22/223-000-personas-se-han-apuntado-a-la-lista-robinson-para-rechazar-publicidad/

From → Uncategorized

7 comentarios
  1. nbebo permalink

    Pero… ¿esto es real ???? porque me cuesta trabajo creerlo. Más bien me parece una simulación de adonde pueden llegar las cosas si seguimos por el camino actual.

    • Todas las películas son fantasías, pero como decía Hitchcok ; recuerde la realidad supera la ficción.

  2. manuela nunez permalink

    Genial!!   pamphlet qu’il m’est impossible de traduire pour mes Amis français..sous peine de lui retirer toute * sa classe*.

  3. Eugenio N permalink

    En España impunemente se esta usando armas psicotronicas de baja frecuencia , yo mismo estoy siendo victima de estas practicas en mi comunidad de vecinos, ¿alguien podría ayudarme de algún modo?

  4. Creí que me iba a reir pero se ha puesto de un intenso el relato… Que sí, se acerca a la realidad.

    • nbebo permalink

      A esos niveles de malevolencia solo se llega manipulando al ser humano, ya sea por control mental, suplantando su identidad o vaya Ud. saber. Sin esa manipulación previa veo improbable que pudiera darse el caso.
      Será que algunos todavía creemos en la bondad de esta maltratada especie….

  5. Jaime Casagrande permalink

    Muchas Gracias Maestro, y siempre atento a vuestros envíos.

    Date: Mon, 5 Jan 2015 11:17:24 +0000 To: jr_liberty@hotmail.com

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: