Skip to content

“El Banco mundial desatascará el acero chino, pero sufrirá el Banco de Desarrollo. Arabia Saudí podría estar preparando ataque a Irán y Pakistán”.

12 de enero de 2016

WireAP_e3edb41d2783413fba4f68ebf41b44c6_16x9_1600

Fuente: ABC News. In this photo released by Inter Services Public Relations, Saudi Deputy Crown Prince and Defense Minister Mohammed bin Salman, left, meets with Pakistan army Chief Gen. Raheel Sharif in Rawalpindi, Pakistan, Sunday, Jan. 10, 2016. Pakistani army Chief has reiterated that any threat to Saudi Arabia’s territorial integrity will evoke a response from Islamabad. (Inter Services Public Relatins via AP)

El Banco Mundial da un golpe al Banco de Desarrollo, con el nombramiento de este chino –Jan Shaolin del Banco Asiático de Inversiones en Infraestructuras BAII -.
China abandona el Banco de Desarrollo y a los Brics como plan principal, y se hace con la cartera de votos en el Banco Mundial, dominado por EEUU.
El sionismo va mutándose a China y abandonando los EEUU, antes del crack.

Presumiblemente y viniendo del banco de la infraestructuras, colocará los excedentes de acero chino, con lo que desatascarán la caída libre del precio de las acereras.

La caída del 3% del precio de la tonelada métrica de hierro entre los 44,59 dólares y los 50 dólares, ha reclamado una actuación de China para no bloquear sus exportaciones por saturación y que desde la Unión Europea reclamaban un bloqueo de las importaciones de acero chino.

China en respuesta ha sacado un plan de devaluación del yuan que afectará a las más caras exportaciones europeas y norteamericanas, pero a cambio los mercados corren el gran peligro de la inundación de productos de baja calidad.

La estrangulación del carbón afectaba a sus dos grandes consumidores y productores, EEUU y China. La devaluación del yuan pone en riesgo las bolsas, la exportaciones y la flotabilidad del resto de las monedas. Las tensiones bélicas se han llevado a la economía y a fabricación de más armas.

China supera ya a EEUU como importador de petróleo. La Reserva Federal y los saudíes, son conscientes de que si no dan protagonismo a China, bajarán sus importaciones de petróleo. Lo que sería una estrangulación indirecta de sus economías. Por eso se ha negociado y permitido, devaluación y más saturación de acero chino a cambio de continuar con la importación china de petróleo y paralizar el consumo de carbón después de la Cumbre del Clima de Paris. Petróleo ambiguo pues es petróleo sirio, mientras China envía tropas y armada a Siria a vigilar en realidad la garantía de su suministro de petróleo aunque sea a través de Turquía e Israel.

Un petróleo barato que toca los 30 dólares es una apuesta de la Reserva Federal para parar el crecimiento de los Brics, pero al hacerlo definitivo, pone en riesgo todas las economías del Golfo Pérsico. Los grandes perjudicados son Arabia Saudí, Qatar, Emiratos Arabes, Kuwait y Oman, que preparan un golpe de efecto al ser conscientes de que su petróleo se acabará en cinco años. Razón por la que han estado entre todos negociando a través de Turquía e Israel la comercialización de petróleo del Estado Islámico robado en Siria e Irán.

La ruptura de relaciones entre Arabia Saudí e Irán, después del bombardeo de la embajada de Irán en Yemen por la aviación saudí, hace preveer un ataque militar de los Países del Golfo a Irán. Irán en previsión de ataque, retira sus mejores buques a Rusia para preservarlos.

Pakistán advierte igualmente a Arabia Saudí de cualquier amenaza en previsión de lo que ya han anunciado los saudís como una respuesta ante el final de sus reservas de crudo. Los saudíes esperan tomar los pozos de otros países al tomar su territorio. Haber iniciado la guerra en Yemen por parte de Arabia Saudí, es sencillamente una toma de control del Mar Rojo y del Golfo de Aden para proteger la salida del crudo. El ejército de Pakistán se prepara para la guerra contra la agresión saudí.

Israel es consciente de que un ataque de los criptojudíos saudíes a Irán, provocará una respuesta militar de Irán en 10 años. Irán es consciente del fin del petróleo saudí en cinco años y de su desesperación por mantener una economía de derroche y de que se decidirán a hacer la guerra contra Irán. Es el motivo por el que los saudíes y demás países del Golfo, han invertido en las principales empresas estratégicas europeas y poder mantener su nivel de vida. El cierre del Estrecho de Ormuz ha sido y sigue siendo desde hace una década, una estrategia de Irán para evitar los ánimos de invasión de Arabia Saudí y EEUU. Y es la razón principal por la que han habilitado junto a Turquía el robo y salida de petróleo sirio e iraquí por Turquía como alternativa al crudo saudí que pasa por el Estrecho de Ormuz. El portaviones USA Harry S. Truman da apoyo a los saudíes en el Estrecho de Ormuz. EEUU ha inventado una agresión de que la Guardia Revolucionaria iraníes disparó un misil a escasos 1.300 metros del portaviones USS. Irán niega estos hechos.

La presencia de buques y aviación norteamericana en las cercanías de Corea del Norte es parte de la maniobra de despiste para facilitar la agresión saudí sobre Irán, y entretener a China en el Mar de China. Lo mismo ocurre con los ataques islamistas en Alemania y otros países en este momento, bajo la sombra de George Soros, como parte de distracción mediática de los movimientos militares en el Golfo de Aden.

100709-N-6003P-111

USS Harry S. Truman

POSTDATA 14 ENERO 2016: China aumenta la venta de armas a Irán.

 

 

 

 

 

From → Uncategorized

A %d blogueros les gusta esto: