Saltar al contenido

«Si los pisos suben la economía no va mejor, es inflación».

19 de noviembre de 2017

1479132465360

Todos oís la ignorancia colectiva de que los pisos suben porque la economía se recupera. No sólo de la gente sino en los medios. Poner anuncios con precios no significa que se vendan, y menos a los precios marcados. Esta percepción engañosa confunde a la gente que con una economía boyante.

Si la deuda española supera el 100% del PIB, ¿de qué chistera sale el crecimiento?.

Nada más lejos.

La subida de los precios de la vivienda no sólo no es un síntoma del estancamiento de la economía sino un diagnóstico de la recesión y la inflación.

La franja que crea el aumento del precio de la vivienda con la bajada real de los salarios (no las falsas subidas que dicen los medios y estadísticas), es el rastreo de un aumento de dicha franja.

Polarización de precios respecto a ingresos, y además sumado a la limitación de crédito, es igual a inflación y empobrecimiento.

Como España es un país dónde el ladrillo sigue siendo aunque muchísimo menos, motor de la economía, sigue siendo tomado como valor refugio y baremo de la economía. Pero estos lo comentan un entorno que vive de la especulación del ladrillo.

La otra realidad es que los precios anunciados no se corresponden con los negociados y los precios finales. Cuando en vitrinas de inmobiliarias y anuncios publicitan precios que nos puedan indicar subidas, no se corresponden con la realidad. La negociación mantenida entra en nivel de regateo inevitable: los salarios de los que optan a recibir una hipoteca están manejados con mucho más riesgo con lo cual baja la cantidad que se otorga al préstamo, lo cual deja al demandante y comprador en una necesidad inevitable de regateo, con lo cual el precio anunciado en escaparates no se corresponde con el precio final firmado. En sí, ese margen que puede y suele ser grande entre el precio anunciado de venta, y el precio final firmado delata una inflación galopante.

En situación de economía creciente -que no es el caso de los que vivimos-:

-La subida de la vivienda es mínima casi residual. Con lo cual podemos afirmar que siempre hemos vivido de la especulación del suelo y la vivienda, y que no es un síntoma de crecimiento.

-El anuncio de precios irreales que luego se regatean se corresponde con economías en decadencia. En una economía saneada se fija un precio y se paga ese precio que puede estar sujeto a ofertas concretas por volumen de ventas o época del año pero no al regateo.

-El ajuste a la baja de los préstamos por parte de los bancos indica recesión, y medida preventiva de bajadas del poder adquisitivo e inflación.

-En un momento declarado de aumento del desempleo y bajada del salario mínimo interprofesional respecto a años anteriores, declarar que hay recuperación es de especuladores.

-El aumento de los anuncios de alquiler de habitaciones va aumentando sobre los anuncios de alquiler de pisos. Sencillamente la inflación aumenta imparable y los sueldos tan bajos impiden el alquiler y por supuesto la compra que no sea rebajada en el trato. El alquiler de habitaciones es el último recurso del juego económico antes del alquiler de camas o de camas calientes o maleteros de taxis dónde duermen chinos mientras el taxi trabaja con otro chófer. Esta es la realidad y a esto le llaman crecimiento de la economía… dumping.

-Se está produciendo un fenómeno oculto de reacción al miedo. Los particulares saben que la estabilidad está en la picota. Lo sabían o lo imaginaban, peor más con la quiebra del Banco Popular y que no ha pagado a sus accionistas, y que el Santander solo emitiendo varias veces bonos y ampliaciones de capital (dinero falso electrónico) ha podido hacerse con el Popular. El fenómeno es la vuelta de la gente al ladrillo ganga (regatear en las agencias y bancos), para guardar su dinero en ladrillo. Algo que no es una solución, ya que explotará la segunda burbuja inmobiliaria y con ella el nuevo impago de créditos. Otros han optado por el oro, una commodity que ya ha sido amenazada por JP Morgan hace unas semanas para provocar su volatilidad y con ello la inestabilidad de los mercados a costa de los beneficios que van procurándose de la especulación. Lo harás subir al máximo y luego caerá todo como un globo pinchado.

No quedan valores refugio, todo el mundo anda preguntando en qué y dónde se puede invertir o guardar a seguro recaudo sus ahorros. Y la respuesta es que estamos en una incertidumbre especulativa con apalancados en Futuros que no hay nada seguro, y más bien apunta a que todo caerá con naipes en algún momento quizás no lejano que ya ha comenzado en Inglaterra a través de la quiebra rescatada del Banco de Inglaterra. 

Que le gobierno persiga fiscalmente el mercado de segunda mano indica la precariedad fiscal y la ausencia de activos para acometer el pago de Deuda que se acerca al abismo en cuanto ralenticen su venta.

.

Womens-Sexy-Dresses-Party-Night-Club-Dress-Mesh-Diamonds-O-Neck-Bodycon-Women-Khaki-Dress-Sexy

0f328ca7e3ca225d9e81315fbce5ef66

 

From → Uncategorized

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: